menanti-andres-illescas

Los “menanti” retornan en el Delorean por Andrés Illescas

Alumni

Este trabajo ha sido seleccionado, atendiendo a su calidad, por el profesor de la asignatura Historia del Periodismo, Alejandro Sanz. En el ejercicio se pedía a los estudiantes una reflexión para comparar el papel de los “menanti” medievales -auténticos traficantes de información- con las redes sociales de la actualidad.

Los “menanti” retornan en el Delorean

Andrés Illescas

Cuenta la historia del periodismo que los comienzos no fueron fáciles. Habla de los “menanti”, aquellos primeros pseudoperiodistas que relataban informaciones ante la atónita presencia de un público poco acostumbrado a este tipo de espectáculos.

Esta falta de criterio por parte de aquellos que les escuchaban, convirtió a los “menanti” en poderosos mercaderes de información. Los “capitalistas” de la época no tardaron en ver un filón en ellos, y financiaban orgullosos sus campañas manipuladoras de la aún naciente opinión pública.

Haciendo una descomunal elipsis temporal y aplicando el código cinematográfico, parecería que los “menanti” hubieran tomado el Delorean de Marty McFly, en uno de sus descuidados viajes al pasado y, en una conspiración digna del más fino Dan Brown, adaptado sus relatos al ámbito digital.

Tomando como referencia las claves previas de su éxito, sin duda hay que destacar un público poco reflexivo, un soporte visible y una financiación adecuada.

En el contexto actual, no cabe duda de que las masas han absorbido al individuo; las revoluciones tecnológicas y la información en cantidades inacabables convierten al público actual en fácil presa de los manipuladores de la información.

Sin embargo, la prueba del “retorno de los menanti” está en los soportes digitales y, más en concreto, en las redes sociales. En estos nuevos medios, es gratuito y rápido transmitir cualquier tipo de mensaje subjetivo, carente de evidencias ni argumentaciones razonables.

Podemos afirmar sin lugar a equivocación que la mezcla entre las dos ideas anteriores contribuye a extender esta epidemia mediática, pudiendo llegar a condicionar importantes decisiones en el marco de la democracia.

Por tanto, la manipulación es hoy más poderosa que nunca; los que la ejercen conocen sus mecanismos, ya que han sido perfeccionados durante años y los que financian esta situación ostentan hoy en día el trono de reyes de los hombres.

menanti-andres

Fotomontaje realizado por Paula Agudo, alumna del grado en Publicidad y Relaciones Públicas.

Si quieres leer mas sobre el autor de este texto, Andrés Illescas, te dejamos su blog.

| , , , , , , , ,
Posted on por